Hortofrutícola Castillo Cabeo

Nuestros tomates son más sanos, sabrosos, buenos, variados y más respetuosos con el medio ambiente

Sobre Nosotros

Nuestra Historia

Biotomate surge como iniciativa de comercializar nuestros propios productos sin incluir intermediarios en la operaciones.

Avalados por tres generaciones con más de 40 años de experiencia en la producción de hortalizas, tenemos como principal protagonista el tomate aunque en las últimas campañas hemos implementado cultivo de pimiento y calabacín.

Contamos con modernas y avanzadas instalaciones, apostando en todo momento por la seguridad, calidad y respeto al medio ambiente.

En el futuro, vamos a seguir trabajando con el sistema tradicional de cultivo sin dejar de lado las innovaciones que se van produciendo pero con un objetivo claro: la sostenibilidad y la ecología.

Localización

Nuestra explotación agraria se encuentra en un entorno privilegiado en El Alquián, en plena bahía de Almería. Este entorno tiene unas condiciones agroclimáticas especiales, en cuanto a la salinidad del suelo y de sus aguas, que hacen de la zona de El Alquián y La Cañada, un lugar ideal para cultivar tomates con una calidad de reconocido prestigio internacional.

A todo ello hay que sumarle, que la Costa de Almería es uno de los lugares de Europa con unas temperaturas invernales más suaves, lo que propicia el cultivo bajo plástico y que seamos conocidos a nivel europeo como la despensa de Europa, ya que en Almería se produce la gran mayoría de las hortalizas que se consumen en el viejo continente en los meses de otoño-invierno-primavera.

Nuestro Producto

El tomate de BIOTOMATE es un tomate de sabor y de muy alta calidad, ya que controlamos de forma personal nuestra producción lo que hace que el cliente siempre busque nuestra marca.

Nuestros tomates son:

Más sanos: Porque no tienen nada de aquello que se considera perjudicial (transgénicos, pesticidas, herbicidas, plaguicidas, hormonas, etc.)

Más sabrosos: Ya que tienen menos agua que los convencionales y además la concentración de sales de nuestro suelo y agua le configuran un sabor especial.

Más buenos: Porque los procesos de producción también están estrictamente controlados, y la calidad del proceso revierte directamente en la calidad del producto. Nuestros tomates maduran y se recolectan a demanda del cliente, obteniendo así los mejores frutos en su mejor estado de maduración.

Más variados: la biodiversidad es un valor principal dentro del estilo de vida que defiende la producción ecológica. Esto hace que se potencien las variedades locales y se prohíba el uso de semillas transgénicas.

Más respetuosos con el medio ambiente: al no utilizar ningún tipo de producto químico de síntesis en su proceso de producción los alimentos ecológicos garantizan que mañana todos podremos continuar comiendo alimentos limpios y variados, nacidos de un suelo que todavía está vivo.

Certificaciones

Información de Interés